Con la tecnología de Blogger.

Descubrir la Práctica Reflexiva

Foto de Enrique Sánchez vía Flickr

SINOPSIS / CRÍTICA / AUTOR / CITA / TUIT / BIBLIO


Un reciente post describía una experiencia de PRÁCTICA REFLEXIVA aplicada a la evaluación. En esta ocasión analizamos el recurso bibliográfico que presta sustento teórico a la implementación didáctica de esta metodología.

La Práctica Reflexiva. Bases modelos e instrumentos es un libro que concentra en solo 150 páginas la esencia de la Práctica Reflexiva (en delante PR). En los primeros capítulos se revisa el sustrato pedagógico sobre el que se asienta la PR. Una metodología que parte de las aportaciones de autores tan relevantes como: Stenhouse, Dewey o Schön. A partir de sus ideas se justifica la necesidad de integrar la reflexión sistemática en la competencia profesional del docente del siglo XXI. La segunda parte de la obra se centra en concretar el conocimiento necesario para llevar la PR al aula: modelos metodológicos, instrumentos y ejemplos de aplicación. Cabe destacar que al final de cada capítulo se incluye una "Propuesta Reflexiva" con el fin favorecer la asimilación de contenidos. De esta forma, el libro ofrece, como valor añadido, la posibilidad de ser usado en procesos de formación inicial y permanente del profesorado.

La PR es una de las herramientas imprescindibles para los profesionales que apuestan por el CAMBIO METODOLÓGICO basado en tendencias humanistas y cooperativas. Se trata de una propuesta pedagógica reciente, que suele confundirse con el "pensamiento" sobre las acciones, pero es mucho más que eso. El libro recoge el conocimiento generado en el seno de la PLATAFORMA INTERNACIONAL DE PR Y METODOLOGÍAS FORMATIVAS BASADAS EN LA REFLEXIÓN, que nace en Barcelona en el año 2011. La experiencia acumulada y la pasión por transmitirla convierten a estas páginas, posiblemente, en el manual más riguroso y práctico de todos los que se han publicado hasta la fecha. Totalmente imprescindible para quienes buscan aprender o aplicar la PR.

Àngels Domingo es una de las referencias en materia de PR. Su trabajo de investigación y difusión de esta metodología le ha llevado a asesorar a multitud de docentes e instituciones interesadas en la citada metodología. Es fundadora y directora de la Plataforma Internacional de PR. Victòria Gómez, co-autora del libro, es Vicepresidenta del Col·legi de Pedagogs de Catalunya y cuenta con una dilatada experiencia en la aplicación de la PR en el aula.


Como resultado de la profundización conceptual y experimental de los últimos años, definimos la PR como una metodología de formación, cuyos elementos de partida son las experiencias de cada profesional en su contexto y la reflexión sobre la propia práctica. Se trata de una opción formativa que parte de la persona y no del saber teórico, que tiene en cuenta la experiencia personal y profesional para la actualización y mejora. Página 90


Domingo, Àngels y Gómez, Victòria (2014): La Práctica Reflexiva. Bases, modelos e instrumentos. Narcea.

4 consejos para la vuelta al cole

Foto de Víctor Bautista vía Flickr

Terminan las vacaciones escolares y no es fácil volver a la rutina. De hecho, el síndrome postvacacional no distingue entre adultos y menores.

El síndrome postvacacional puede presentarse de diversas formas. Sus síntomas físicos pueden ser: cansancio generalizado, fatiga, falta de sueño, dolores musculares, falta de apetito o de concentración... También presenta síntomas psíquicos, como: irritabilidad, tristeza, falta de interés o nerviosismo. Wikipedia

En esta entrada se recogen algunas RECOMENDACIONES PEDAGÓGICAS que contribuyen a que la vuelta al cole no sea un proceso traumático. No se trata de consejos exclusivos ni excluyentes, hay muchos más. Sin embargo, los siguientes son los que han reportado mejores resultados (quizá por su sencillez para recordar y aplicar) en mi práctica profesional.

(1) PROGRESIÓN. Empieza una semana antes a implantar los HÁBITOS propios del periodo lectivo: hora de acostarse, de levantarse, de comidas, actividades intelectuales y físicas, etc.

(2) DESPIERTA UNA ILUSIÓN RESPECTO A LA NUEVA ETAPA. "¡Qué ganas tengo de que empiece el colegio para que te aguante el maestro!". Expresiones como esta inciden en la connotación negativa que debemos evitar. Muy al contrario, se trata de destacar los aspectos positivos inherentes al inicio de una nueva etapa (retos apasionantes, mayor libertad, reencuentros...). También ayuda implicar a los niños en la preparación del material; propiciando, en suma, un CONTEXTO ILUSIONANTE.

(3) TRANSMITE CONFIANZA Y APOYO. El nuevo curso puede parecer, a ojos infantiles, un gran "monstruo" imposible de vencer. Por ello, es fundamental alimentar su autoestima demostrando que confiamos en que serán capaces de superar las dificultades que vendrán... ¡Qué sepan que el monstruo no es tan fiero como lo pintan!

(4) ORGANÍZALE ACTIVIDAD FÍSICA. Es, posiblemente, una de las recomendaciones menos comunes; pero practicar actividad física mejorará la relajación, contribuirá a conciliar un sueño reparador y a DESPEJAR LA MENTE de las preocupaciones normales de esta época.

La clave para una buena vuelta al cole es despertar en los niños ilusión y confianza. Más en la entrevista realizada el 28/08/2016 a Enrique Sánchez en La Opinión de Málaga

Clases que suman

Foto de Stefanos Papachristou vía Flickr

En uno de sus cuentos para pensar, Jorge Bucay describe lo que parecía ser un cementerio de niños. Cada lápida recogía una inscripción similar a esta: «Nueve años, cuatro meses y siete días», y en pocas se pasaba de los diez años. Sin embargo, en contra de la apariencia inicial, esas cifras no se correspondían con la edad del difunto, sino con la suma de los momentos felices que vivió. Este lugar invita a reflexionar sobre la importancia de aprovechar cada instante y evidencia la fugacidad del tiempo.

El tiempo es un bien muy valioso... también en la escuela. Y, como en la vida, demasiadas veces se desperdicia en tareas intrascendentes. El tiempo escolar posee una estructura cerrada: los horarios, que admiten poca modificación. Pero lo realmente interesante es qué se hace en cada clase, ¿cómo es posible que unas sesiones parezcan interminables y otras pasen volando? Decía Bruyère que los que emplean mal su tiempo son los primeros en quejarse de su brevedad, y son precisamente los profesores que siempre andan protestando por la falta de tiempo para cumplir el programa los que suelen impartir esas clases soporíferas, clases que no se sumarán en la cuenta del tiempo de calidad que el estudiante vivió en el aula.

Todo cambiaría si un docente cobrara en función del tiempo de clase que su alumnado valorara como interesante, útil o ameno

No podemos negar el componente subjetivo asociado al alumnado (a sus intereses, estados emocionales, etc.) sobre la percepción de la calidad del tiempo escolar. Sin embargo, el diseño pedagógico también juega un papel determinante. Una de las recomendaciones más acertadas para optimizarlo es EXPLICAR MENOS PARA APRENDER MÁS. No es solo un eslogan resultón, sus implicaciones pedagógicas comulgan con la investigación en el aula, el trabajo en equipo o el aprendizaje dialógico.

"El mejor profesor no es aquel que sabe más, sino aquel que hace que el alumno aprenda más". David Fischman

Otra propuesta interesante es romper con la dinámica habitual y hacer algo diferente. La reiteración de clases con una estructura didáctica similar es uno de los principales aliados de la pérdida del interés. Es imprescindible abandonar lo que Gregory Cajina identifica como «zona de confort». Esto se logra innovando en el aula, tratando de sorprender, ilusionar... convirtiendo la educación en un viaje increíble que nadie quiera perderse.